Aumentan a 76 los fallecidos por voraz incendio en California

0
22

CHICO, California, EE.UU. (AP) — Varias personas que huyeron del incendio forestal que ha causado el mayor número de muertos en un siglo en Estados Unidos se congregaron el sábado frente a un televisor en un albergue para ver al presidente Donald Trump cuando inspeccionaba lo que había quedado de su comunidad en el norte de California.

Sin embargo, el grueso de los damnificados _algunos de los cuales lograron escapar por muy apenas y perdieron sus casas_, estaban ocupados recogiendo lo poco que se había salvado de sus pertenencias o buscando asistencia como para prestar atención a la visita del presidente.

Michelle Mack Couch, de 49 años, hacía fila para acceder a un centro de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA por sus siglas en inglés) en la ciudad de Chico. Couch necesitaba una andadera para su madre anciana y etiquetas para su vehículo.

“Esperemos que él nos consiga algo de asistencia”, dijo Couch, que votó por Trump y cuya casa era una de las más de 9.800 destruidas por el fuego la semana pasada.

Pero en cuanto a dedicar tiempo para ver al mandatario, dijo con ironía “ya no tenemos televisión”.

Horas después de que los gobernadores saliente y entrante de California acompañaran a Trump en su recorrido por la devastación en la localidad de Paradise, las autoridades subieron la cifra de muertos a 75 y solicitaron a quienes se ha autorizado a regresar a las zonas evacuadas que avisen si ven restos humanos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

17 + 16 =